La tentación de volver a dibujar cómics




Hola, hoy voy a escribir algo rápido ya que no tengo mucho tiempo. Últimamente he estado pensando en volver a dibujar cómic, de hecho es una idea que no se ha ido de mi mente desde que dejé de hacerlo, y quizá debería, pero no sé si podré ponerme a ello.

En mi mente hay una dualidad constante: la parte de mí que apela a la falta de tiempo y de constancia para dedicarme a ello y la parte que quiere hacerlo por amor al arte sin importar el tiempo que me lleve cada tira, cada cuánto publique o si la gente dejará de leerlo por la publicación irregular.

Visto desde esta última perspectiva parece fácil, al fin y al cabo lo hago para mí, pero siempre le he tenido un gran respeto a la gente que me apoya y no quiero decepcionarles ni a ellos ni a mí misma. Siempre dejo los proyectos a medias y eso me va minando la moral, el pensamiento de que no soy capaz de hacer nada se hace cada vez más fuerte y ya no hablemos de mi autocrítica... si es que al final acabo tirándome yo misma al suelo.

Pues nada, simplemente quería hacer una pequeña reflexión, más para mí que para vosotros si os soy sincera, pero qué sé yo, quizá haya alguien a quien le interese saber qué me pasa por la cabeza.

Por último, como hoy no he hecho ningún dibujo, os he traído una de las preciosas viñetas de Blacksad.


Nos leemos :)


Comentarios

Entradas populares de este blog

Bienvenidos a El Ciclo de Uróboros

Valquiria